Cada día se suben millones de imágenes a la red. Fotografías de paisajes, de nuestras comidas, de momentos compartidos… De entre todas ellas, unas pocas se cuelan en nuestras retinas y nos hacen disfrutar de un modo increíble con la calidad que se toman o los instantes que transmiten. Éste último es el caso de Murad Osmann, un joven fotógrafo ruso de 28 años que está causando sensación en Instagram.

Todo empezó en Barcelona, en el año 2011. Murad se encontraba de viaje con su novia, la modelo Natalia Zakharova. Ella siempre se quejaba de que su chico siempre se paraba para hacer fotos y su impaciencia le hizo agarrar su mano y tirar de él para continuar su visita. Pero esto no hizo más que prender la mecha de una iniciativa que ha acaparado la atención de miles de personas en las redes sociales.

followmeto_1
followmeto_1
followmeto_2
followmeto_2
followmeto_3
followmeto_3
followmeto_4
followmeto_4
followmeto_5
followmeto_5
followmeto_6
followmeto_6
followmeto_7
followmeto_7
followmeto_8
followmeto_8
followmeto_9
followmeto_9
followmeto_10
followmeto_10
followmeto_11
followmeto_11
followmeto_12
followmeto_12
followmeto_13
followmeto_13

Desde entonces, Osmann ha recorrido el mundo junto a su pareja tomando instantáneas mientras le agarraba de la mano -de ahí el hashtag #FollowMeTo (sígueme, en español)-. Nueva York, Estambul, Moscú, Tailandia… más de 70 fotografías alrededor de todo el mundo son el resultado cuanto menos curiosa y calificada por muchos como romántica.

Todas las imágenes subidas a su perfil de Instagram son reales, pese al retoque que llevan, y están realizadas con su teléfono móvil. No sabemos cómo continuará esta historia, ni dónde se tomará la siguiente fotografía. De momento, tendremos que conformarnos con disfrutar de las imágenes ya existentes.

¿Qué te parecen este tipo de iniciativas que surgen a través de las redes sociales? ¿Conoces alguna otra? ¡Compártela con nosotros!